shopping-bag 0
Items : 0
Subtotal : 0,00
View Cart Check Out

Atl. Estación vs UDLM 3ª Cadete: Como un reloj Suizo

Decía Don Alfredo Di Stéfano que “ningún jugador es tan bueno como todos juntos”. Debe ser que los jugadores del Tercera Cadete saltaron al verde del Antonio Jesús Mayo Cañamero con esa consigna, porque el encuentro que hicieron a nivel grupal fue sencillamente perfecto. Efectivo y efectista. Contundente y demoledor.

Igual daba que delante estuviese un equipo con mayoría de jugadores de segundo año, que llegaba al envite con más puntos, mejor racha en los últimos partidos, mejor puesto en la clasificación o que los chicos de Emilio tuviesen bajas notables, los ‘verdes’ fueron una roca desde el principio hasta el final.

Aunque el partido, como estaba previsto, no fue nada fácil. Los locales trataron de aprovechar las jugadas a balón parado para generar oportunidades de peligro, pero sólo lograron inquietar a Hugo en una ocasión en la primera mitad y nuestro guardameta solventó la papeleta con un buen despeje de puños.

Pasada la media hora del encuentro, que el juego de la UD La Mosca se estaba imponiendo ya era más que un hecho. Javi Martín pudo adelantar al equipo en dos ocasiones, pero fue José Marcos por segunda jornada consecutiva el que abrió la lata. Se desmarcó perfectamente para recibir un pase al espacio y quedarse solo delante del portero. Pudo hacer mil cosas, pero se decidió por una preciosa vaselina ante la que nada pudo hacer el portero.

Quedaban cinco minutos para el final de la primera parte y parecía que todo iba a quedar ahí, pero no. Alberto Barrionuevo recibió un balón en el punto de penalti. Parecía que iba a tirar, pero fue caracoleando por el área hasta buscar la mejor opción. Y esa no fue otra que Emilio, que aprovechó a la perfección el regalo de su compañero para perforar la meta cartameña y mandar el partido al descanso con un contundente y justo 0-2.

El miedo ‘moscovita’ era que el cuadro local apretase en los primeros quince minutos. El que haya estado en alguna charla de Emilio en la que se haya llegado con dos goles de ventaja al descanso, habrá escuchado como cuatro millones de veces que “es el resultado más engañoso del fútbol”, así que con esa consigna saltaron al terreno de juego.

Pero bastaron cinco minutos para dejar bastante claro que los dos mazazos previos al descanso habían aniquilado todo ánimo de rebelión. La UD La Mosca era la dueña y señora del partido y no iba a permitir que se le escapase. Y por si había alguna duda, una maravillosa falta de Ternero terminó de sellar la victoria y culminar el partido más serio de toda la temporada del Tercera Cadete.

Con la precisión de un reloj suizo, el Tercera Cadete logró tres goles, tres puntos y la tercera victoria de la temporada lejos del Alejandro Martín.

Leave a Reply